Frase del día: "Tratad a los demás como queréis que ellos os traten" Mateo 7,16. 12-14

Madre trabajadora de Loncoche con un agresivo cáncer necesita medicamento de muy alto costo

By on 10 enero, 2017

Espera actualmente respuesta de Fonasa

Fuente: australtemuco.cl

Yesica Rosana Gutiérrez Torres tiene 34 años. Es jefa de hogar y madre soltera de dos hijas, de 11 y 14 años respectivamente. Ella vive en Loncoche y hace dos años le comunicaron que tenía cáncer de piel del tipo melanoma maligno.

Cuenta que todo empezó con una ampolla pequeña que le salió junto a un lunar en el muslo de la pierna izquierda.

«Me lo drenó un paramédico primero, pero después no sanó y fui a la Clínica Alemana en donde luego de analizarme el doctor me dijo que tenía un melanoma maligno y me derivó al Hospital Regional para mi tratamiento», cuenta Yesica.

Desde entonces han pasado dos años y su situación de salud ha empeorado, lo que la tiene anímicamente muy deprimida y preocupada.

«El nódulo empezó a crecer. Ya he recibido once quimioterapias y no me sirvieron de nada, porque este cáncer es muy agresivo. De hecho estoy con metastasis y, según el último control con scaner que me hicieron, tengo daño en el pulmón, el tórax y mi cerebro», detalló.

En estos dos años ha perdido el cabello varias veces y cuenta que constantemente siente dolor. «El nódulo que me operaron se reventó y lo tengo con vendas por las secreciones y ahora más arriba, cerca de la ingle, me apareció otro nódulo que está creciendo y estoy muy asustada», recalca.

Tratamiento

Desde hace cinco meses que Yesica está sin ningún tratamiento. Aclara que como las quimioterapias ya no le hacen nada, su doctor tratante de la unidad de Oncología del Hospital Regional le recetó cuatro dosis de una droga que es muy costosa.

«Me dijo que este tratamiento era la única opción para mi cáncer. Su nombre es Ipilimumab y cuesta 38 millones de pesos. Hay que inyectarlo y son cuatro dosis», relata Yesica junto con indicar que hasta antes de Navidad estaba muy esperanzada.

«Me llamaron el 9 de diciembre del hospital diciéndome que habían aprobado el tratamiento y que no me preocupara, porque antes del 24 de diciembre me iban a administrar la primera dosis, pero resulta que no me llamaron nunca y primero pensé que era por las fiestas y esperé nomás, hasta que vine esta semana a preguntar y me dijeron que lo habían rechazado», comenta entre lágrimas Yesica.

Efectivamente, existe un certificado que avala esta versión de Yesica extendido por el hospital para que ella lo presente en Fonasa. El documento señala que «no tenemos disponibilidad presupuestaria para la adquisión del medicamento Ipilimumab equivalente a $38. 939 697».

Desde el Hospital Regional indicaron a El Austral que el medicamento no está disponible en el recinto y que requiere ser comprado de forma extraordinaria. Pero resulta que los gastos de este tipo, por su elevado costo, primero deben ser instruidos por la institución superior, que en este caso es Fonasa.

Yesica siguiendo este protocolo así lo hizo y presentó su certificado en Fonasa. «Y me fue mal, me pidieron una receta que fui a buscar y tampoco sirvió. Lo último que hice fue una solicitud a través de la línea 800 y me dijeron que tenía que esperar como 20 días para ver cuál era la resolución. Pero yo estoy preocupada y lo único que quiero es vivir por mis dos hijas», sentencia Yesica.

 

About Miguel Jimenez